¡Nos vamos de boda!

con 1 comentario

Hoy os voy a contar algo personal pero que tiene mucho que ver con esta pagina…

En 2013 David me pidió matrimonio, y lógicamente ¡dije que si! Planeamos toda la boda para Septiembre de 2014 y unos meses antes, cuando ya teníamos el lugar, el catering, decoración, música, fotógrafo,…  pasó algo maravilloso. Tuvimos que cancelarla. Si, si, habéis leído bien.. maravilloso y cancelarla.

El motivo de la cancelación fue la casita de la que os hablamos en esta página, nuestra casita bonita, Mas d’en Pinxu como la bautizamos. Y es que tras muchos meses y algún año de búsquedas, por fin apareció la casa de nuestros sueños y además el precio era permisible. Pero había que decidir, o pagábamos la boda o pagábamos la casa, no daba para todo. El final es fácil de adivinar, no?

Pero ¿que iba a pasar con la boda? Cancelamos todo, perdimos mucho dinero adelantado y teníamos la casa llena de cosas para decorar una boda que no se iba a celebrar.

Y entonces se me ocurrió.. ¿y si la aplazamos un año exacto y la celebramos en la casita? Recuerdo perfectamente la cara de David cuando se lo dije al llegar de trabajar. Estaba alucinando, no tenía nada que ver con la boda que habíamos preparado (que aunque intentaba ser algo diferente al final era una boda mas como cualquiera). Además la casita era minúscula, estaba todo por reformar, la naturaleza se había apoderado de toda la finca y si a duras penas podíamos estar nosotros ¿cómo íbamos a meter allí a toda la familia?

Pero poco a poco los contras dieron paso a los pros, que ganaron en número con creces. Así que decidido, teníamos un año y un par de meses para preparar la casa y el terreno ¡para celebrar allí nuestro gran día! Y es por eso que durante meses fue un no parar, hemos hecho mil cosas y no hemos enseñado ni la mitad, pues el plazo de entrega estaba cada vez mas cerca y si no acabábamos todo a tiempo sería un desastre.

Aparte de reformar la casita entera, la piscina, el mirador, la barbacoa, limpiar el terreno, etc. una de las cosas que mas esfuerzo físico supuso fue preparar el lugar de la ceremonia a pico y pala. Hicimos tres niveles distintos para que todos pudieran vernos bien y disfrutar de las espectaculares vistas. Ya haremos un posts explicando exactamente como hicimos para aguantar el terreno y evitar desprendimientos. Fue un trabajazo, pero cuando veáis las fotos entenderéis porque teníamos que celebrar la ceremonia ahí, si o si. No me enrollo mas y os dejo con ellas.

 

dyl_bodasbohemias (2)

dyl_bodasbohemias (7)

dyl_bodasbohemias (8)

dyl_bodasbohemias (10)

dyl_bodasbohemias (13)

dyl_bodasbohemias (16)

dyl_bodasbohemias (14)

dyl_bodasbohemias (32)

dyl_bodasbohemias (18)

dyl_bodasbohemias (20)

dyl_bodasbohemias (21)

 

dyl_bodasbohemias (26)

 

¡Que recuerdos tan mágicos cada vez que vemos las fotos! Y por supuesto, al ser nuestra propia casa, siempre que estamos allí recordamos una anécdota u otra que ocurrió aquel día. Además si os habéis fijado bien, habréis visto que en una de las fotos estamos regando un pequeño olivo, y es que durante la ceremonia, como símbolo de nuestra unión, decidimos plantar uno para que con el tiempo crezca y se haga fuerte como nuestro amor! (momento cursiiii jajaja)

A todo esto explicaros que durante todo el proceso de la organización de nuestra boda, decidí formarme sobre ello, pues se abrió ante mi un mundo nuevo que desconocía y que ciertamente me encantó para darle nuestro toque personal, pues nunca habíamos querido una boda típica y lo que nos ofrecían en nuestra zona era siempre lo mismo. Así que pasada nuestra boda y tras ayudar a algunas más esta temporada pasada, ¡decidimos emprender y abrir nuestra propia empresa de organización y diseño de bodas diferentes!

Está siendo ciertamente difícil, es una barbaridad el dineral que llevamos invertido y lo que llegamos a pagar en impuestos y cuotas al estado, las horas que llegamos a trabajar y la desesperación al ver que las cuentas no salen, pero teníamos que intentarlo y darlo todo por nuestro proyecto. Así que si os ha gustado nuestra boda y queréis saber más sobre nuestro trabajo, pasaos por Bodas bohemias y hablad de nosotros a las parejitas casaderas que quieran hacer de su gran día una gran fiesta del amor!!! 😀

Siguiendo Laura:

Informática de profesión y brico woman en mis ratos libres, me encanta coger una sierra de calar y trabajar la madera para hacer cualquier virguería. En 2010 fundé la asociación EriSOS, dedicada al estudio y conservación de los erizos de tierra (de ahí el nombre de la finca!). He hecho todo tipo de cursos relacionados con fauna salvaje y poseo el titulo de educadora medioambiental. Ahora ando intentando encontrarme a mi misma para vivir s¡egún mis valores y moral, sin perderme en el camino de la locura! ¿Quieres contarme algo? Deja tu comentario!

Últimas publicaciones de

Un comentario

  1. Creo que tomasteis la decisión acertada! Qué boda más bonita!! Felicidades guapísima!!

Dejar un comentario